Sinmapa

Ruta Temática: “Necesito romper la monotonía con mi pareja”

Sí, ya lo sé. Al principio de la relación todo eran arrumacos, detalles, sorpresas, sonrisas, salidas alocadas, escapadas románticas, cenas en donde lo que importaba era la compañía y no el alimento, química y chispas entre las sábanas… *suspiro*. Pero el tiempo ha pasado, las responsabilidades y el ritmo de vida desgastaron la magia, los días son “sota, caballo y rey”, tus horarios están encorsetados y el “efecto químico” del enamoramiento hace rato que se ha esfumado -o diluído en las redes sociales-.

Crédito: Shutterstock

El tiempo que antes buscaban con frenesí e impaciencia para estar juntos ahora los dos lo ocupáis en otras cosas: ir al supermercado, poner lavadoras, ordenar la casa, terminar un informe para el trabajo, cambiar pañales, hacer las manualidades de tu hijo mayor, llevar al perro a hacer un último pipí… y para cuando todo esto está acabado estáis reventados. Y así cada día. Desde hace meses. Quizá años. Bufff… ¡hay que tomar acción y recuperar esos momentos íntimos para mimarse y demostrarse cuánto os queréis! De lo contrario la relación está en apuros… ¡y lo sabes!

Romper la monotonía no es cosa fácil, estamos en una época vertigionosa donde nunca nadie tiene tiempo para nada y todo se hace a las prisas. Hasta el amor. Y reconvengamos que eso no es vida. Reventada tras otro largo día de trabajo te tiras en pijama a tu sofá frente a la tele, miras a tu pareja –que tiene la misma cara de agotamiento que tú-… y en vez de desear comerte a esa persona a besos piensas en que si ayer hiciste la cena tú, hoy le toca a él o a ella. Luego te viene un flash de esos primeros meses de amorío intenso donde sólo importaba estar en su compañía y ahora lo vital es lo inmediato: comer, dormir, trabajar, cuidar a la familia y con este recuerdo te entra un poco de bajón, ¿dónde quedaron esas cosquillas que sentías al ver a tu pareja? Para evadirte de esa visión del pasado, coges el movil y miras a “gente feliz” en Facebook o Instagram.

Pareja en cama via Shutterstock

Bueno… no te voy a explicar más, porque conoces de sobra esta situación. Lo vives y lo sientes. Te lamentas. Pero en vez de lametnarte ¿qué te parece encontrar soluciones? Sabes que tienes ganas de vivir sensaciones nuevas, crear nuevos recuerdos divertidos junto a tu pareja y así, de paso, aprovechar para recuperar esa magia del principio.

Seguro que hay muchas maneras de hacer eso: sorprender a la otra persona con entradas para un concierto un miércoles, proponerle ir al cine un domingo a mediodía, una cena en un restaurte nuevo… pero yo, muy en mi línea, os voy a proponer que viajéis juntos. Porque sí, todos sabemos que la TV nos dice que hay que poner en práctica las “50 sombras de Grey” para “especiar” la relación pero yo te digo que la realidad no lleva cuerdas, lazos ni látigos. Créeme, nada le dará más vitalidad a la pareja que compartir un viaje juntos y crear nuevos recuerdos. Volver a tener tiempo para charlar, mirarse a los ojos, sorprenderse ante paiajes nuevos, experimentar nuevas actividades…

Así que en esta ruta temática te propongo dos destinos ideales para conseguir tu objetivo y que ¡reviva el amor!

En ciudades como París, Roma, Venecia el amor estará asegurado, pero no solo en ellas. Los dos lugares que te propongo son tan románticos y maravillosos como las calles de cualquier barrio parisino: Santa Cruz de Tenerife y Lisboa. La primera, un lugar paradisíaco en el que tomar el sol y bañarse en aguas cristalinas serán vuestra única misión. La segunda, la cueva de la bohemicidad.

Santa Cruz de Tenerife

¡Qué mejor que una isla para perderte unos días y reencontrarte en los ojos de tu pareja! (sorry, me puse cursi) Tenerife es uno de los destinos más conocidos a nivel mundial y su fama no es casualidad… ¡sus paisajes conquistan!

Playa Teresitas en Tenerife via Shutterstock

Nada más aterrizar en la capital de la isla os diría que os vayáis a la habitación del hotel a darse mucho amor, pero tras meses de letárgica monotonía debeís calentar motores. Así que os recomiendo que empecéis por un paseo por la ciudad y además -si hay que romper mucho hielo y derretir y suavizar los vínculos de la relación- también podéis visitar algunos de los lugares más interesantes como el TEA, el Museo de la Naturaleza y el Hombre, el Castillo San Juan Bautista, la Plaza de los Patos, el Palacio de Carta, etc.

Para comer os recomiendo que vayáis a un restaurante frente al mar, que dicen que amansa fieras y nos pone en un estado mental más relajado. Luego podréis ir a alguna de sus playas. Personalmente, os recomiendo alguna de estas tres: la playa Chica, situada en un entorno pesquero, es pura paz y calma, ideal para el relax; la playa Abama, ubicada en un lugar de ensueño, junto a un acantilado en el que lucen preciosas plataneras y hermosas puestas de sol; y la playa de Agua Dulce, cuyo nombre resume muy bien su espíritu y el ambiente que encontraréis en ella. En la playa podréis recuperar la visión del cuerpo del otro, a ese que de tanto verlo en casa ya no veías- y con suerte te volverá a tentar y a seducir. Pasáos crema protectora mutuamente… ¡es una buena manera de retomar el contacto físico de forma paulatina!

Otra opción es pasar la tarde de relax y desconexión en la piscina del hotel –con el ritual de la crema de protección solar para reactivar el tacto y que tus manos recuerden lo delicioso que es tocar a tu pareja-. Pero obvio que si es una piscina y está llena de niños gritando, saltando estilo “bomba” al agua, jugando a la pelota –padres, no me odiéis, pero sabéis que a veces se necesita un poco de paz- será difícil crear la atmósfera romántica que necesitáis, así que para esta escapada lo ideal sería ir a un hotel “solo para adultos” (sí, existen) como por ejemplo los Hoteles Iberoestar para adultos. Luego de un día lleno de novedades, mimos y reconexión, solo queda una noche llena de fuegos artificiales –entre las sábanas-.

Si sois de los que aman el deporte y la montaña, otra opción que no os podéis perder es visitar el Parque Nacional del Teide. Se trata del parque nacional más antiguo de Canarias y su punto más álgido alcanza los 3.718 metros de altitud, un punto al que puede llegarse andando.

Vista del Teide en Tenerife via Shutterstock

Como veréis hay muchas cosas para hacer en la isla, pero lo más importante es la compañía y pasar tiempo juntos haciendo cosas divertidas e interesantes pero también dando lugar a eso que los italianos llaman “dolce far niente”, es decir: no hacer nada. Solo estar en buena compañía descansando.

Lisboa

Dice un conocido refrán: ‎“Quem não foi a Lisboa, não viu coisa boa” (“Quien no ha ido a Lisboa, no ha visto cosa buena”). Y quienes la han visitado lo confirman. Sus calles empedradas y ese toque bohemio que la acompaña en sus subidas y bajadas no dejan indiferente a nadie ¡y esperemos que a vosotros tampoco!

Lisboa y tranvía via Shutterstock

Lisboa tiene un aire melancólico -como lo que sientes por tu pasado romántico con tu pareja- pero también es un destino donde recuperar esas sensaciones de maripositas en la tripa de los primeros tiempos. De hecho, hace unos años fue declarada una de las 10 ciudades más románticas del mundo. La ciudad pondrá el marco perfecto para tu escapada y tú y tu pareja debéis hacer el resto… dejarse enamorar por la ciudad y entre vosotros.

Al llegar a la ciudad, al igual que en el caso de Tenerife, os recomiendo que os cojáis de la mano y salgáis a recorrer las calles de la ciudad, visitéis el Mercado da Ladra, el Barrio Alto, la Plaza del Rossio, el Chiado, la Alfama…pero sin itinerario fijo ni horarios estrictos. Estáis allí para conocer la ciudad pero, principalmente, para reconectar el uno con el otro –la una con la otra-. Así que no corráis. Paren en los cafés para charlar, miraros a los ojos y comer un delicioso pastel de nata.

Lisboa via Shutterstock

No es necesario que hagáis grandes declaraciones de amor en sus impresionantes miradores -como el Mirador das Portas do Sol-… recuerda que son los pequeños gestos los que cuentan. Súbanse al tranvía y cuando empiece a llenarse de gente, abrácense y hagan el trayecto pegados, casi piel con piel (bueno, no lo hagáis desnudos, me refería a estar pegados… sintiendo el corazón del otro pero con la camiseta puesta por favor!). Otro plan es conocer sus jardines ocultos, como el “Jardim do Torel” en el barrio da Pena… allí encontraréis pocos turistas y pocos locales. Será como “vuestro secreto” en Lisboa.

La música y la gastronomía ayudarán a poneros en tono romántico, por lo que el plan ideal para la noche es ir a cenar a una casa de fado –sabías que el New York Times en algún momento sugirió que escuchar fado es uno de los planes más románticos que hay?-. Hay muchos sitios donde degustar la gastronomía local y deleitarte con la música portuguesa como Sr. Fado o Parreirinha de Alfama. Tras despertar los sentidos de la vista, el olfato, el oído y el gusto… llegó la hora de ir al hotel para despertar el sentido del tacto –y envueltos en pasión “tocar el cielo con las manos”-.

Love Meter via Shutterstock

Bueno, el paisaje urbano y natural ya lo tienen, ahora os toca a vosotros o vosotras poner todo de vuestra parte para reactivar el amor y los momentos íntimos sin horarios y sin prisas. ¿Cuál de los dos destinos te gusta más para recuperar la magia con tu pareja?

Y RECUERDA…
¡NO VIAJES SIN SEGURO!

¡10% de DESCUENTO en tu SEGURO DE VIAJE!

Consíguelo pinchando en la imagen. El código de descuento es: SINMAPA10

 

¿Quieres recibir una vez por semana un email con novedades y un resumen de los últimos posts publicados?
¡Entonces suscríbete al Newsletter!

* Campos obligatorios


    Consentimiento *

Sinmapa te informa que los datos de carácter personal que me proporciones completando este formulario serán tratados por Verónica Boned Devesa. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para enviarte por correo electrónico mis últimas publicaciones y/o promociones de productos y/o servicios. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores del proveedor de email marketing Mailchimp en EEUU. Mailchimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Ver política de privacidad de Mailchimp. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en [email protected], así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi política de privacidad.



“Esto es un post patrocinado y contiene enlaces de afiliación. Esto significa que he recibido al menos un producto o servicio mencionado en este artículo de manera gratuita o por una compensación económica por mencionar la marca. Por otro lado, como hay algunos enlaces de afiliación, si compras a través de esos enlaces, yo recibiré una comisión... pero tranqui que su uso no incrementa el precio final que tú pagarás. Mis opiniones son 100% independientes y están basadas en mi percepción real sobre el producto o servicio”.

2 pensamientos sobre “Ruta Temática: “Necesito romper la monotonía con mi pareja”

    1. Sinmapa Autor

      jajaja eh! que no dije que fuera mal. Dije que cuando caemos en una rutina de “sota, caballo y rey” a veces hay que hacer cosas diferentes para salir de ahí… 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *